Archivo de la categoría: Blog

En este blog publicaremos noticias y datos interesantes sobre el sector de la extracción forzada, campanas, muebles de acero inox, etc.

025

¿Todavía te sale mal la pasta? Será porque no sigues estos 9 consejos

Nos gusta la pasta. Es barata, fácil de hacer y está rica. Las ventas en España subieron en 2020 en torno a un 10%. Algo, claro, tuvo que ver el confinamiento. El caso es que el año pasado nos comimos unas 235.000 toneladas de pasta en sus más diversas formas.

La primera pasta era china. Se han encontrado en aquel país unos fideos con casi cuatro milenios de antigüedad. Pero el origen de la nuestra, la que comemos habitualmente, es diferente. Los italianos adjudican el origen de su pasta a la antigua civilización etrusca.

La nuestra, decimos, por la que comemos hoy, pero, en realidad, la pasta llegó a España de la mano de los árabes. Hacia el 1400 ya se comía en Al Andalus. De aquel tiempo quedan cosas como la aletría, un fideo corto y grueso que se come en Murcia.

El caso es que hoy la pasta es un ingrediente básico de nuestra dieta. En España, comemos unos 4,6 kilogramos por persona y año. Y, sin embargo, seguimos haciendo mal la pasta. Eso sostienen los italianos y eso reconocen los consumidores más honestos.

Si todavía te queda mal la pasta tal vez sea porque no haces bien las cosas. Sí, cocinar unos espaguetis es fácil y no parece tener mucho misterio. Misterio no, pero pautas sí. Toma nota.

(Te lo explicamos al final).

Sí, parecer se parecen, pero no todas las pastas son iguales. Y sí, los italianos lo hacen mejor (aunque lo bueno-bueno no lo vamos a encontrar en los supermercados sino en tiendas de productos italianos). Merece la pena gastar 1 o 2 euros más y comprar, por ejemplo, unos mejores macarrones. Haz la prueba. Compra un paquete barato y otro que te cueste el triple. Cocínalos igual y añade la misma salsa y compara el resultado...

Es importante calcular cuánta pasta y para cuántas personas vamos a cocinar. Se considera que la cantidad de pasta es de 80 gramos por persona. Pero no siempre tenemos una balanza. A modo de truco, puede valer, para los espaguetis una ración ndividual son los que caben en el círculo que hagamos al unir los dedos índice y pulgar. Para la pasta redonda, toda la que cubra el fondo del plato.

Que no sea por agua. Escoge la olla más grande que tengas y llénala a conciencia. La pasta necesita nadar a gusto. El cálculo es de un litro de agua por cada 100 gramos de pasta. Tomando como referencia los 80 gramos de pasta que decíamos antes, para cuatro personas echaríamos unos 320 gramos de pasta en 3,5 litros de agua.

A tanta agua hay que ponerle sal, sí o sí. En concreto, 1,5 gramos de sal por cada litro de agua. Traducido, algo así como media cuchara sopera de sal por litro. La añadiremos cuando el agua borbotee; justo antes de echar la pasta.

¿Quién nos dijo a los españoles que echáramos aceite en el agua para cocer pasta? Un italiano no fue. No y no. La razón por la que no hay que añadirlo es porque ese aceite mezclado con agua puede dejar una película grasa en la pasta que puede afectar al buen resultado final. El aceite desnaturaliza la pasta. Si lo que queremos es que la pasta no se pegue basta con removerla con frecuencia y con cuidado.

El agua fría es enemigo de la pasta. De modo que sólo echaremos la pasta en la olla cuando el agua esté en ebullición. Borboteo que se apagará y regresará. En ese punto comienza a contar el tiempo. Hay que mantener el hervor durante todos esos minutos, pero para ello tampoco es necesario mantener el fuego a tope todo ese tiempo.

Esta es fácil. Basta con hacer caso del fabricante, que de pasta sabe más que nosotros. Casi todas las pastas secas deben estar burbujeando en la olla entre 10 y 15 minutos. Pero el envase lo aclarará. Muchas veces, hasta sugieren un tiempo para que estén al dente y un poco más... para el estilo español. La pasta estará al dente cuando esté blanda sin perder su forma y sin estar pasada.

En el fregadero tendremos esperando nuestro escurridor. En cuanto se cumpla el tiempo, cogemos la olla y la pasamos, pero con mucho cuidado. No hay que volcarla sin más. La pasta puede sufrir o romperse ¡Y nada de ponerla bajo el grifo de agua fría para parar la cocción! Nos llevaremos por delante el almidón. Si necesitamos detener la cocción echamos un vaso de agua fría a la olla antes de sacar la pasta.

Para que la pasta no se enfríe, no se cueza de más, ni se muera en la olla (esa que hemos enfriado con un vaso de agua fría), lo que hay que tener claro es el orden de las cosas. Antes de hacer la pasta hacemos la salsa. Para pasarla del escurridor al plato con salsa nos podemos ayudar de una espumadera (para que no se rompa).

Menos de 40 euros para apostar por la cocina a fuego lento con la olla Chup Chup de Cecotec

Cocinar a fuego lento es, por un lado, la premisa del recetario tradicional y, por otro, un capricho que, con nuestro ajetreado día a día, solo podemos permitirnos cuando disfrutamos de un suculento menú en restaurantes que han preparado las elaboraciones con este método. Y es que por mucho que nos guste estar entre fogones y contar con los gadgets culinarios más populares del mercado, los días solo tienen 24 horas aunque quisiéramos que tuvieran unas cuantas más. Y, en ese tiempo, debemos trabajar, hacer ejercicio diario, tener tiempo para limpiar y también para descansar. Por ello, invertir tiempo en la cocina no está al alcance de todo el mundo.

Sin embargo, no nos gustaría renunciar a los beneficios que este tipo de cocción tiene en la cocina, puesto que este método prepara los alimentos conservando todas sus cualidades organolépticas, al tiempo que consigue las mejores aromas y textura. Lo consigue gracias a su sistema de temperatura constante que nunca sobrepasa los 100 grados. De esta forma, se aprovechan todas las propiedades de los alimentos y se potencia su jugosidad. Ante estas premisas, ¿quién puede resistirse? Aunque ahora hay robots de cocina que incorporan esta funcionalidad y son capaces de cocinar a fuego lento, la inversión que normalmente requieren no siempre convence a todos los usuarios.

Pero, ¿y si te dijésemos que existe un pequeño electrodoméstico que cocina exclusivamente con este método y cuya compra no es tan cara como un robot de cocina? Se trata de las ollas de cocción lenta o Chup Chup, unos dispositivos que preparan por sí solos deliciosas elaboraciones a fuego lento. De hecho, en Cecotec hemos encontrado una que cuesta menos de 40 euros, gracias a la rebaja del 52% que tiene ahora en la web. ¿Quieres descubrir todas sus prestaciones?

comprar por 39,90 euros

Las ollas de cocción lenta son de gran ayuda a la hora de sacar adelante el batchcooking, siempre y cuando cumplan con una serie de prestaciones que este modelo de Cecotec sí tiene. Para empezar, dispone de una capacidad de más de cinco litros que nos permite cocinar sin preocupación guisos y arroces en los que la cantidad de caldo o agua sean determinantes. Una ventaja indiscutible para familias grandes a las que se unen otras más generales, pero no por ello menos importantes, con las que el éxito está asegurado.

Se puede programar durante 24 horas para que vaya cocinando por nosotros; cuenta con dos niveles de temperatura, baja y alta, que aportan una mayor versatilidad; dispone de la función mantener caliente para conservar a una temperatura óptima las elaboraciones; y tiene una pantalla LCD altamente intuitiva y muy fácil de utilizar. Además, cabe destacar que tanto la tapa de cristal y la cubeta cerámica son aptas para el lavavajillas, para una rápida y fácil limpieza.

¿Quieres descubrir las mejores ofertas? Apúntate a nuestra Newsletter.

En 20Minutos buscamos las mejores ofertas de Cecotec y otras tiendas. Los precios y disponibilidad pueden variar tras la publicación.

Un aperitivo diferente: receta de ‘kibbeh’, un plato típico libanés

Lo del kibbeh en Líbano son palabras mayores. Es su plato nacional (también lo es en Siria). Es, en realidad, una receta de carne muy común en todo el Oriente Próximo y parte del Cáucaso, así como en Armenia. De modo que se le llama de mil maneras: kipe, quipe, kebbe, kibi, kipi, kepi, kibba, cupi, kubba, quibbe o içli köfte, en turco.

En su forma más habitual se compone de carne picada de cordero con bulgur y especias. En el Líbano es muy común hacer el kibbeh con carne cruda fresca. La forma, el tamaño y los ingredientes que acompañan al bulgur dependen de la tradición de las diferentes recetas locales, que, ya vemos, son muchas.

Pese a tanta variedad, la forma más común de elaborar el kibbeh es la frita (también se hace al horno). Con pasta de bulgur se hace una especie de coraza hueca que se rellena de carne (vacuno o cordero), cebolla picada y frutos secos. Se fríe hasta que queda una costra crujiente en su exterior. En Líbano suelen acompañarlo con arak, un destilado alcohólico y anisado.

Amazon rebaja hasta un 40% dos de los robots de cocina de Ikohs para que te los lleves a casa por menos de 300 euros

Aunque la cocina de nuestro hogar no sea una profesional como las de los restaurantes, tener un ayudante en los fogones es más fácil de lo que pensamos. La tecnología nos ha permitido contar con un dispositivo que nos ayude a agilizar los procesos culinarios con tareas como picar, trocear, pulverizar o montar si somos unos expertos reposteros. Gracias a él también podemos convertirnos en panaderos amateur, pues amasa panes, pizzas y otras mezclas para que la receta del pan de masa madre que tan viral se hizo el año pasado ya no se nos resista. Pero, además, este gadget también es capaz de cocinar por nosotros recetas completas para tener la comida lista siempre a tiempo. Si todavía no sabes que estamos hablando de los robots de cocina, ¡no sabes la gran ayuda que te estás perdiendo!

Estos pequeños electrodomésticos llegaron a nuestras cocinas para conquistarnos... ¡y lo han conseguido! Es imposible resistirse a los encantos de tener que introducir los ingredientes en su interior, programar el cocinado y dejar que sean ellos los que cocinen por nosotros y sin apenas manchar nada de la cocina. Además, son los mejores aliados para aquellos que no se llevan bien con la cocina puesto que, de esta forma, no tienen por qué renunciar a comer de forma variada, equilibrada y casera. Así, y aunque hay quienes prefieren contar con la ayuda de una olla programable, los robots de cocina son objetos de deseo foodie.

Claro que introducirlo en nuestra cocina no siempre está al alcance de todos los bolsillos, puesto que su compra requiere una inversión que, por mucho que se logre amortizar, no siempre es buen momento para llevarla a cabo. Por ello, cuando damos con una oferta irresistible, no la podemos dejar pasar y en 20deCompras somos mucho de ofertones como los que os traemos bajo estas líneas: Amazon ha rebajado dos de los modelos más populares de Ikohs hasta un 40% para que puedan ser tuyos por menos de 300 euros. ¿Te animas?

- Para los cocinillas todoterreno... ¡el Chefbot Touch! Este modelo de Ikohs destaca por poner a nuestra disposición 23 funciones de lo más variadas con las que realizar, sin esfuerzos, cualquier labor culinaria, desde picar hasta cocinar a baja temperatura. Pero, no es su única prestación puntera: funciona con conexión wifi, tiene una pantalla a todo color e incluye hasta 14 accesorios, entre los que destacan la sartén, la batidora de repostería, la arrocera o yogurtera.

Comprar por 289, 95 euros

- Para principiantes... ¡el Chefbot Compact! Con el mismo número de funciones que el modelo anterior, esta versión es perfecta para aquellos que quieren dar sus primeros pasos con los robots de cocina. Tiene un tamaño compacto, lo que nos asegura que es fácil de manejar; incluye un libro con 100 recetas; y pone a nuestra disposición 10 velocidades para adaptarse a todas las preparaciones. Eso sí, este modelo no tiene conexión wifi y la calidad de la pantalla no es tan potente como la del Touch.

Comprar por 174,95 euros

¿Quieres descubrir las mejores ofertas? Apúntate a nuestra Newsletter.

En 20Minutos buscamos las mejores ofertas de Amazon y otras tiendas. Los precios y disponibilidad pueden variar tras la publicación.

Tres marcas de vino españolas entre las 10 más admiradas del mundo

El 2020 fue un año difícil para el sector del vino español. La pandemia se llevó por delante su principal mercado, la hostelería, y el consumo en los hogares no llegó a compensar pese a que subió.

Así, las ventas globales descendieron un 17,3% el año pasado y eso pese a que las exportaciones no se vieron demasiado afectadas. Además, en 2020, la producción de vino fue muy alta, con 4.580 millones de litros.

En ese contexto, complicado, hay que celebrar cualquier buena noticia. Por ejemplo: tres marcas de vino españolas están entre las 10 más admiradas del mundo. Lo dice el ranking 'The World's Most Admired Wine Brands', una encuesta realizada entre profesionales del sector de todo el mundo (Master of Wine, periodistas y escritores de vino, asesores, enólogos, importadores, sumilleres, etc).

Todos ellos votan las marcas de vino que más admiran atendiendo a aspectos como la calidad, autenticidad e imagen de marca. Cada uno de ellos elige y puntúa seis marcas de vino. Entre las 10 primeras hay tres españolas y entre las 50 elegidas hay un total de 8 de nuestro país.

Aún más, la primera es española. Familia Torres ha sido elegida este año como la marca de vinos más admirada del planeta. Claro que en su caso no hay novedad. La firma catalana, presente en buena parte de la geografía española, además de Chile o Argentina, ya ha sido la mejor otros años.

Las otras dos marcas españolas que entran en el top ten son la mítica y Vega Sicilia y CVNE, toda una institución en La Rioja. La bodega vallisoletana aparece como la tercera marca de vino más respetada y la riojana, como la octava.

El ranking 'The World's Most Admired Wine Brands', publicado este mes de abril, sitúa a la argentina Catena en el segundo lugar. Cuarta es la australiana Henschke y quinta, la chilena Concha y Toro.

Por países, Francia lidera la lista con 12 marcas entre las más admiradas. Le siguen España con 8 marcas, Italia y Chile con 6 y 5 marcas, respectivamente, y, con 4 marcas, Australia, EE UU y Nueva Zelanda.

Esta es la lista completa de las marcas de vino más admiradas del mundo:

Los restaurantes Alkimia (Barcelona), Elkano (Gipuzkoa) y Miramar (Girona), nuevos Tres Soles de la Guía Repsol

La Guía Repsol ha concedido en su edición de este año su máxima distinción, los Tres Soles, a los restaurantes Alkimia (Barcelona), Elkano (Getaria, Gipuzkoa) y Miramar (Llançà, Girona), comandados por los cocineros Jordi Vilà, Aitor Arregi y Paco Pérez, respectivamente.

Los tres recogen sus premios este lunes en una gala celebrada en el Teatro Victoria Eugenia de San Sebastián, con un 25 de aforo (180 personas) y las medidas sanitarias correspondientes, incluidos test PCR y de antígenos. En total, 96 locales de toda España han recibido reconocimientos: 11 se han llevado Dos Soles y 82, Un Sol.

Asimismo, los galardones han estrenado el Sol Sostenible, un premio que ha recaído en el chef Eneko Atxa (Azurmendi), "un ejemplo de convivencia con la naturaleza, aprovechamiento de los recursos que lo rodean y trabajo conjunto con los productores artesanos", ha explicado la organización.

Presentada por Gabriela Uriarte y Ander González, presentadores del programa de ETB A Bocados, la ceremonia cuenta también con el humor de Carlos Latre y la presencia de los cocineros que poseen actualmente Tres Soles, entre ellos Elena Arzak, Pedro Subijana, los hermanos Torres, Pepe Solla, Paco Roncero, Fina Puigdevall y Martina Puigvert. Han querido apoyar a los nuevos talentos subiéndose al escenario a entregar los premios.

La Guía Repsol 2021 tiene ya 618 restaurantes. El trabajo de sus inspectores se ha centrado se ha centrado en el último año en los establecimientos "en los que ya se había detectado una progresión muy positiva en los últimos tiempos" y también en los que han abierto por primera vez o le han dado "un giro drástico" a sus propuestas. Estos son los premiados de esta edición:

Alkimia (Cataluña); Elkano (Euskadi) y Miramar (Cataluña).

Galicia: As Garzas y Casa Marcelo (A Coruña). Cataluña: Aürt y Hisop (Barcelona). Comunitat Valenciana: Cal Paradis (Castellón); Casa Pepa (Alicante); Saiti (Valencia). La Rioja: Kiro Sushi. Comunidad de Madrid: Kappo y Saddle. Illes Balears: Es Tragón.

Andalucía: Código de Barra y Yoko (Cádiz); La Cuchara de San Lorenzo (Córdoba); Kaleja, Kava, Leña y Ta-Kumi Málaga (Málaga); Sobretablas (Sevilla). Aragón: Gente Rara y La Senda (Zaragoza). Canarias: El Equilibrista 33, El Risco y Poemas by Hermanos Padrón (Las Palmas); El Taller Seve Díaz, Haydeé y Nub (Santa Cruz de Tenerife). Cantabria: El Ronquillo. Castilla-La Mancha: Molino de Alcuneza (Guadalajara); Clandestina de las Tendillas y Víctor Sánchez-Beato (Toledo). Castilla y León: Cobo Estratos y La Fábrica (Burgos); LAV y MU·NA (León); Terra (Palencia); ConSentido y En la Parra (Salamanca); Villa Paramesa (Valladolid).

Cataluña: Els Pescadors, Nairod, Nectari, Sato i Tanaka, Tresmacarrons y UMA (Barcelona); Bo.Tic, Casamar, L’Aliança d’Anglès, Gaig-Torre de Remei y Villa Más (Girona). Comunidad Foral de Navarra: Túbal. Comunidad de Madrid: Enklima, Gaman-Luis Arévalo, Gioia, Kuoco 360º Food, La Catapa, Le Bistroman Atelier, Noi Restaurante, Ovillo, Santerra y Triciclo. Comunitat Valenciana: El Xato (Alicante); Arrels, Entrevins, La Sastrería y Toshi (Valencia). Euskadi: Kromatiko (Álava); Aitor Rauleaga, Garena, Horma Ondo y Ola Martín Berasategui (Bizkaia); Amelia y Hika (Gipuzkoa).

Extremadura: Dromo (Badajoz); Eustaquio Blanco y Torre de Sande (Cáceres). Galicia: Auga e Sal, NaDo, O Balado y O Camiño do Inglés (A Coruña); Miguel González (Ourense); Loxe Mareiro (Pontevedra). Illes Balears: Maymanta, Nagai, Pecador Ibiza y Sa Llagosta. La Rioja: Juan Carlos Ferrando. Principado de Asturias: Ca’ Suso y Ferpel Gastronómico. Región de Murcia: AlmaMater, Local de Ensayo, Odiseo y Pepe Tomás.

La deliciosa (y socorrida) receta de ‘kofta’, un plato típico libanés

Volvemos con la carne picada especiada. Ya vimos que estas brochetas de carne picada (fundamentalmente de cordero) se comen en Grecia, pero también en Irán, Arabia, Turquía, India, Pakistán, Azerbaiyán, Armenia, Bulgaria, Rumanía, Serbia, Croacia o Albania. Y en Líbano, añadimos hoy.

Las llaman köfte, kafta, kufta, kufteh o kofta. En Líbano suelen decir kofta o kafta. Es uno de los platos libaneses más populares y se hacen con carne de cordero, pero también con ternera o pollo. Se suelen comer como entrante o aperitivo, con tabulé, salsa de yogur y pan de pita.

Hard Seltzer, las nuevas bebidas que arrasan entre los jóvenes: contienen el mismo alcohol que una cerveza

Las grandes compañías de bebidas están inmersas en el lanzamiento de nuevos productos dirigidos a un público joven y apuestan por lanzar en el mercado las denominadas Hard Seltzer. Como explica la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU), estas bebidas son "la evolución de las aguas con gas aromatizadas, pero esta vez con alcohol".

Aunque a primera vista puedan parecer un refresco, "lo cierto es que tienen el mismo contenido de alcohol que una cerveza" y han llegado al mercado de España tras el éxito cosechado en otros países.

Las marcas destacan en su publicidad que son productos "bajos en calorías, que recurren a ingredientes más saludables, como el azúcar integral de caña, o aromas naturales", y que no se componen de edulcorantes, conservantes o gluten, además de "un bajo contenido en alcohol".

No obstante, la OCU advierte que la publicidad de estas bebidas "minimiza el riesgo de la ingesta de alcohol", que en estos productos alcanza el 5%, lo que supone un porcentaje similar al de una cerveza. Así, por cada lata de 330 mililitros "se ingieren casi 17 gramos de alcohol".

Por esta razón, desde la organización solicitan que se incluya una mejor información sobre estos nuevos productos porque "es importante que los jóvenes entiendan la importancia para su salud del consumo de bebidas alcohólicas".

En este sentido, la OCU solicita al Ministerio de Consumo que "exija a estos productos un etiquetado que destaque su graduación alcohólica de manera visible en el envase", para no inducir a errores o confusiones a los consumidores.

Echar sal al café: el truco de un experto para que sepa mejor

Levantarse por las mañanas, ir a la cocina y preparar café para desayunar. Este es uno de los hábitos más habituales entre la población, pero ¿es posible mejorar su sabor añadiendo un poco de sal? Esta es una pregunta a la que el empresario y especialista en café, James Hoffman, trata de dar respuesta en un vídeo publicado en su canal oficial de YouTube.

Como explica Hoffman, el salado es considerado como uno de los cinco sabores básicos que se detectan en las papilas gustativas, junto con el dulce, el amargo, el ácido o agrio y el umami. Debido a que la lengua tiene multitud de receptores gustativos y de que los sabores interactúan creando efectos sinérgicos "la salinidad puede amplificar la dulzura y también puede mitigar o reducir el amargor", indica.

"Uno de los placeres del café es que, cuando es bueno, tiene el punto correcto de amargura, como la cerveza o el chocolate. Algo de sabor amargo es muy agradable cuando está equilibrado correctamente con dulzura y algo de acidez", explica James Hoffman en el vídeo.

En este sentido, la sal tiene la capacidad de impactar en diferentes tipos de sabores amargos y puede ser "nuestra amiga" e incluirla en el café. Así, el experto destaca que podríamos considerar este compuesto como un aditivo, como ocurre con el azúcar, la leche o la nada. "Podría hacer que la bebida sea más apetecible, aunque la cambiará". Además, hay que tener en cuenta que el umbral de detección de la salinidad "no es universal" y será diferente en cada persona.

Por ello, en el vídeo realiza una prueba añadiendo un poco de sal en un café sobreextraído. Al ingerir el café sin sal, el experto destaca que "no es muy bueno", mientras que al introducir 0,1 gramos de sal diluidos en 200 mililitros de café lo nota mejor pero demasiado salado para su gusto.

Después, el especialista prueba a dosificar con sal una taza de café instantáneo para comprobar qué cantidad se necesita para que adquiera un buen sabor. Así, introduce cerca de 0,6 gramos diluidos de sal que acaban reduciendo su percepción de amargor. "El sabor es el mismo", detalla, pero la sal mejora la amargura.

Según la prueba realizada por James Hoffman, añadir un poco de sal a un café más económico o de menos calidad puede hacer que sea menos amargo y más agradable, mientras que en un café de más calidad puede que no resulte tan necesario. En cualquier caso, el experto asegura que "puede ser un cambio sorprendente e interesante" e invita a probar para comprender mejor cómo funciona el sentido del gusto en cada persona.

Lidl pone a la venta una mini freidora por menos de 25 euros

La cadena de supermercados Lidl se ha hecho un importante hueco en el mercado gracias a su amplio catálogo de artículos de cocina, deporte o jardinería. La panificadora de Lidl se ha convertido, por ejemplo, en uno de los productos estrella de la cadena alemana, que triunfa entre los consumidores especialmente por este tipo de pequeños electrodomésticos.

Esta semana, el supermercado ha puesto a la venta en sus tiendas físicas la mini freidora, un producto que también se encuentra disponible online y cuyo tamaño lo convierte en un electrodoméstico ideal para aquellas cocinas más pequeñas.

Este artículo, que comercializa bajo la marca SilverCrest, está fabricado en acero inoxidable y tiene una potencia de 850 W.

Su precio es además otro de sus mayores atractivos, ya que se comercializa por 24,99 euros.

Entre sus principales características, esta freidora cuenta con una tapa desmontable con ventana transparente y filtro integrado, así como una regulación continua de la temperatura hasta alcanzar un máximo de 190 °C. Dos pilotos luminosos indican además el estado operativo (rojo) y nivel de temperatura alcanzado (verde).

La cubeta permite una capacidad máxima de 1,2 litros de aceite y cuenta con un cestillo con mango desmontable. Ambos objetos, cubeta y cestillo, pueden lavarse en el lavavajillas.

Aquellos que no hayan podido localizarla el pasado jueves, 8 de abril, en los establecimientos físicos de la cadena tienen la opción de comprarla a través de la web, si bien su precio se encarecerá con los gastos de envío.